Internacional

Los satélites de Elon Musk permiten no dejar incomunicada a Ucrania

Comparte

Una de las grandes preocupaciones que tiene hoy Ucrania es que la invasión que lleva adelante Rusia desde hace 25 días es que las bombas y misiles que le caen todos los días, la dejen incomunicada del mundo, a expensas de ser arrasada y no poder mostrar el horror de la guerra.

Rusia está buscando con determinación bombardear puntos estratégicos militares y civiles por lo que las antenas de comunicación son un objetivo prioritario. Es por ello que las autoridades ucranianas buscan ayuda para sortear estas dificultades mientras se defienden con bravura ante el avance ruso.

Eso lo tiene muy en claro el presidente Volodímir Zelenski que están ganando sin ningún tipo de dudas la confrontación desde el punto de vista de la comunicación a través de los medios tradicionales y también de las redes sociales. El propio presidente ucranio ha hecho de sus cuentas de Twitter e Instagram sus canales de comunicación favoritos para pedir ayuda internacional y hacer anuncios oficiales.

Semanas atrás, le pidió al viceprimer Ministro de Ucrania y Ministro de Transformación Digital, Mykhailo Fedorov, que le pida ayuda al empresario millonario Elon Musk los ayude gracias a un tuit. Para que le extienda una mano vital a fin de mantener el país comunicado con el mundo. Fedorov le pidió a Musk que activase el servicio de internet satelital llamado Starlink en Ucrania para hacer frente a los cortes de Internet que están sufriendo debido a los continuos bombardeos.

“Mientras intenta colonizar Marte, ¡Rusia intenta ocupar Ucrania! Mientras sus cohetes aterrizan con éxito desde el espacio, ¡los cohetes rusos atacan a la población civil ucraniana! Le pedimos que proporcione a Ucrania estaciones Starlink y que se dirija a los rusos cuerdos para que se pongan en pie”, tuitió, arrobándolo al empresario innovador. Una petición a la que el gurú tecnológico accedió pocas horas después y anunció a través de su cuenta de Twitter.

La conexión a Internet permite lo que Fedorov describió como una comunicación que “salva vidas”, ya sea entre familiares desplazados y separados por un ataque con misiles o equipos de primeros auxilios que intentan localizar a una persona herida. El acceso a Internet es un componente crítico para aquellos en Ucrania que luchan por sobrevivir a la invasión.

“¡@elonmusk @SpaceX @SpaceXStarlink muchas gracias! ¡Starlink mantiene nuestras ciudades conectadas y los servicios de emergencia salvan vidas! Con los ataques rusos a nuestra infraestructura, necesitamos generadores para mantener Starlinks y los servicios de salvamento en línea. ¿Ideas?”, comunicó el funcionario ucraniano en Twitter.

“Ucrania se ha quedado sin Internet y muchos de los accesos que tenían, que venían desde Rusia, fueron bloqueados, entonces la oferta de Elon Musk fue ´vamos a enviarles unas antenas para que puedan ponerlas en diferentes ciudades y puedan conectar a la gente´para saber qué está pasando, a estar informados, poder comunicarse entre sí”, explicó a France24 el especialista Samir Estefan, experto en Tecnología.

Musk, además de activar el servicio satelital, ya envió dos camiones de 50 kits satelitales de recepción de señales cada uno para instalar. Pero, ¿será realmente útil para los de Zelenski la activación del internet satelital de Starlink en suelo ucranio?

La respuesta dependerá de la cantidad de kits de recepción de señales que la compañía de Musk pueda enviarles ya que la red Starlink solo funciona con esos aparatos y no con cualquier plato o antena satelital. Para poder recibir señal de internet satelital es necesario que el usuario instale un kit específico de Starlink que consiste en una antena receptora, que recibe la señal y debe estar conectada a la corriente eléctrica, y un router WiFi, al que se envía esa señal para que dé acceso a internet.

El sistema sólo funciona con el pack de la propia compañía de Musk, por lo que no se pueden utilizar componentes de terceros para establecer las conexiones. Además, todo el equipo está configurado para zonas geográficas concretas, por lo que no son intercambiables a menos que se vuelvan a configurar. De esta forma, Starlink sólo podrá ofrecer internet satelital a Ucrania si ya cuenta sobre el terreno con kits configurados para aquella zona, o tiene la capacidad logística para enviar más desde el extranjero, algo siempre complicado en una región en guerra.

Dmitry Rogozin, director general de la agencia espacial rusa Roscosmos, criticó la ayuda de Musk a Ucrania. “Cuando Rusia implementa sus más altos intereses nacionales en el territorio de Ucrania, @elonmusk aparece con su Starlink, que anteriormente se declaró puramente civil”, afirmó Rogozin, refiriéndose tanto a la invasión como una implementación de los intereses nacionales como al país. de Ucrania como territorio.

“Advertí al respecto, pero nuestros” muskófilos “dijeron: él es la luz del mundo [de] la cosmonáutica. Mira, él ha elegido el lado. Ni siquiera lo culpo personalmente. Este es el Oeste que nosotros nunca se debe confiar”, agregó Rogozin.

Antenas expuestas.

Además de la provisión de los kits satelitales, otro problema al que enfrenta el internet satelital en Ucrania es la alta exposición de sus antenas a cualquier explosión o sabotaje. Starlink especifica en su web que para recibir la señal correctamente, estos dispositivos deben colocarse en zonas elevadas y libres de obstáculos, como la copa de un árbol o un poste de la luz. Es decir, a plena vista y sin protecciones, lo que puede hacer que sean fácilmente localizados y destruidos por los rusos. “Claramente hay unos riesgos asociados a esto y es que el gobierno ruso podría saber dónde están las antenas, entonces Elon Musk sacó un comunicado pidiendo dejar las antenas no muy visibles porque al ver las antenas ahí, significa que hay un grupo poblacional grande y se podría convertir en un objetivo militar”, precisó Estefan.

Asimismo, ni el Gobierno de Ucrania ni Starlink han dado la más mínima información sobre la potencia que tendrá el servicio en suelo ucranio, o el número de satélites que dedicarán. Por lo tanto, no sabemos si realmente están preparados para dar una amplia cobertura a las regiones que permanecen en manos de los defensores.

Las dificultades para que Starlink funcione en mitad de una guerra son altas. No obstante, si realmente llega a ejecutarse bien y de forma amplia, no cabe duda de que será una gran ayuda para los ucranianos, tanto civiles como militares.

Una enorme red en el espacio

El proyecto Starlink pretende establecer alrededor de la Tierra una vasta red de satélites del tamaño de una mesa para transmitir Internet de alta velocidad a nuestro planeta. Actualmente, en órbita hay más de 2000 satélites activos de la compañía, aunque SpaceX ha presentado documentos para crear una constelación de 42.000 satélites.

“La red Starlink proporcionará una cobertura casi global del mundo habitado”, pero servirá sobre todo a regiones rurales y aisladas que están mal atendidas por la infraestructura terrestre convencional”, afirmó la compañía satelital que lanzó sus primeros satélites en 2018.

Por Infobae

La Mañana

Medio de comunicación impreso mas importante del estado Falcón, con 67 años de trayectoria.