Chile decide en referendo si reemplaza la Constitución de Pinochet

Comparte

Los chilenos decidirán este domingo en un plebiscito si escriben o no una nueva Constitución que reemplace al texto vigente originado durante la dictadura de Augusto Pinochet, en momentos actuales hay una gran presión social tras una ola de descontento y protestas que comenzó a fines del año pasado. El referendo debió realizarse en abril, pero la irrupción del coronavirus, desató una severa crisis económica y elevó el desempleo en Chile a máximos históricos, obligó a aplazarlo.

El diario El Mercurio informó que el Servicio Electoral daba cuenta de la constitución de más de 74% de las mesas de votación, el proceso comenzó a partir de las 8:00 am. Hora local.

Las bajas pensiones, las deficiencias de la salud y la educación pública y la desigualdad provocaron el año pasado un “estallido social” en uno de los países más estables de América Latina, el que fue canalizado hacia un referendo constitucional a través de un amplio acuerdo político promovido por el gobierno de centroderecha del presidente Sebastián Piñera.

Hay hasta 12 meses para redactar la nueva Constitución, que además deberá ser ratificada en otro plebiscito. En caso de ser rechazada, seguirá vigente la actual.

Según la ley para el procedimiento, las normas del nuevo texto deberán ser aprobadas por dos tercios de los constituyentes, por lo que también se prevé un proceso que favorecerá los grandes acuerdos, dejando de lado visiones y enfoques más extremos.

Mariano Machado, analista para América Latina de la firma de análisis de riesgo Verisk Maplecroft, dijo que si el referendo abría la puerta a una nueva Constitución, esto podría contener las recientes tensiones, la inestabilidad política y malestar social, pero no erradicarlos.

Por su parte, el director para el Hemisferio Occidental del Fondo Monetario Internacional (FMI), Alejandro Werner, estima que el proceso constitucional abre las puertas a que Chile siga siendo un líder en la región.

El país podría entrar en una etapa “en la cual se mantengan los principales elementos que generaron el éxito chileno, en términos del crecimiento económico de las últimas décadas; pero que también esto se complemente con una agenda de cobertura social, con unas finanzas públicas más progresivas”, afirmó.

El domingo pasado, a una semana del plebiscito, una manifestación por el primer aniversario del estallido social derivó en violentos disturbios sobre todo en el centro de Santiago, donde dos pequeñas iglesias fueron incendiadas.

Con información de: Tal Cual

#25Oct

La Mañana

Medio de comunicación impreso mas importante del estado Falcón, con 67 años de trayectoria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *