¡Tortura! Cada semana se duplican los costos de la canasta básica

Comparte

Con un salario mínimo que apenas sobrepasa los dos dólares el venezolano común debe hacer magia para “medio” alimentarse.

En cada recorrido realizado por los locales comerciales ubicados en el centro de Punto Fijo, se puede percibir que el aumento de los productos se pone de manifiesto casi a diario, lo que dejar de comprar alimentos que son esenciales para el desarrollo del ser humano.

Semanalmente un cuadro familiar de cinco personas puede llegar a gastar, solo en comida, entre los 500 y 600 mil bolívares, si a la compra se le incluyen verduras, frutas y proteínas.

Ante un monto que extrema las posibilidades de una familia donde solo trabajan dos personas, que apenas ganan 50 mil bolívares cada una, la única solución es bajar el consumo de alimentos.

Guadalupe Navas

Guadalupe Navas es una joven ama de casa que con preocupación observa como cada vez es menos la comida que se llevan a la boca.

“No tenemos el dinero suficiente para hacer una compra de 500 mil bolívares. Lo que hacemos es dejar de comprar aceite, mantequilla, queso, huevos; y tratar de sustituirlos con otros productos. Es muy difícil lo que estamos viviendo en estos momentos todos los venezolanos que dependemos de un sueldo mínimo”.

Otros consumidores señalan que los salva la remesa que reciben de familiares que viven en el exterior, pero que igualmente la inflación acaba con este presupuesto.

Rafael Pineda

Rafael Pineda, se lleva las manos a la cabeza en señal de molestia por los altos precios que se ven en los anaqueles de los comercios.

“Ir a un supermercado es una tortura porque lo mínimo que gastamos son 200 mil bolívares en tres cositas; como arroz, pasta, harina, solo el seco, como dice uno, pero, ¿y lo demás cómo lo compramos si no nos alcanza?”.

Los consumidores reiteran la necesidad de un sistema de control que ponga coto a los aumentos desmesurados de los productos de la canasta básica.

Blanca Sánchez CNP 9237

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *