Opinión

Habla la gente | El Ateneo de Coro, epicentro de la crítica creativa y patrimonio compartido de la colectividad

Comparte

Emilio Chirinos. Escritor falconiano, residente de El Ensanche, Barcelona España.

“El Ateneo de Coro viene de su andanza, su peregrinar hasta establecerse definitivamente en su actual sede, en la ciudad Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Otras instituciones con sede y espacio propio, como el Colegio Nacional de Periodistas, el Colegio de ingenieros, el Colegio de Abogados, Colegio de Médicos, para nombrar sólo algunos, y aquellos que no cuentan con espacio propio como los Artistas Plásticos y Escritores, estos últimos a los que me siento fraternalmente unido, todos ellos han contribuido al beneficio del interés general y el país.

Desde que iniciamos nuestra andadura en el sector cultura; tanto en lo individual como asociativa a principios de la década de los ochenta, en la labor que venía cumpliendo el Ateneo de Coro. Eso no quiere decir que todo era coincidencia en materia de política cultural pública, en ese fervor, se ejercía la critica creativa, con respeto y responsabilidad como corresponde a la dinámica democrática entre minorias y mayorías, en ejercicio de la conducción temporal de lo público.

En todo ese largo recorrido ha creado entre nosotros una memoria cercana que se ha mantenido hasta nuestros días.

En Ateneo de Coro y su equipo, ha fomentado un patrimonio compartido, es visible esa labor en beneficio de la cultura venezolana en Falcón, que fortalecen el interés general. En ésta oportunidad sólo mencionaré los eventos que en esta institución se le dio su apoyo, como los simposios de literatura faconiana y la cooperación para la declaratoria de Coro y La Vela como Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Se da la coincidencia en mi perfil asociativo, como socio actual de la Asociación Colegial de Escritores de Catalunya, cuya sede se encuentra en el Ateneo de Barcelona.

Esta conexión entre ciudades, debe permitir una apertura en estos tiempos difíciles para los ciudadanos.